Agosto, mes del corazón: Las afecciones cardíacas se presentan cada vez a edades más tempranas

Diversos estudios arrojan “un alarmante incremento de los factores de riesgo cardiovascular en la población adolescente, como la obesidad, la hipertensión arterial, el colesterol elevado y el tabaquismo”, asegura el Dr. Alfredo Labarca, urgenciólogo y jefe de Operaciones de HELP.

7 de agosto 2019.- Según datos del Ministerio de Salud, más de un 70% de las personas mayores de 15 tienen algún tipo la obesidad, alcanzando un 30% en los niños, lo que constituye un factor para la aparición de enfermedades de este tipo”.

“Una cifra significativa que demuestra que el desarrollo de enfermedades cardiovasculares se está presentando cada vez a edades más tempranas. Esto ha quedado de manifiesto a través diversos estudios en los que se ha observado un alarmante incremento de los factores de riesgo cardiovascular en la población adolescente, como la obesidad, la hipertensión arterial, el colesterol elevado y el tabaquismo”, asegura el Dr. Alfredo Labarca, urgenciólogo y jefe de Operaciones de HELP.

En el marco del mes del corazón, el especialista asegura que uno de los factores de riesgo más dañino es la obesidad, pues incide en la aparición de otros peligros como el colesterol elevado, la hipertensión y la diabetes mellitus.

Hipertensión y colesterol alto, dos males silenciosos

Tanta comida chatarra, alcohol, tabaco y sedentarismo termina por pasar la cuenta y generando severos problemas de salud. De hecho, las alarmantes cifras de enfermedades cardiovasculares no fueron indiferentes para nuestras autoridades y en el año 2016 se instaló la llamada Ley de Etiquetados; una estrategia para que los consumidores pudieran identificar rápidamente los productos altos en sodio, grasa, calorías y azúcar.

¿En qué consisten las dos enfermedades cardiovasculares que más afectan a este sector de la población? Te lo decimos a continuación.

Hipertensión

La presión arterial es la medición de la fuerza que ejerce la sangre al circular por las arterias. Cuando ésta aumenta por sobre los valores normales, entonces se habla de hipertensión.

En la génesis de la hipertensión arterial (HTA) influyen múltiples factores que combinados pueden producir un alza de la presión arterial. No obstante, desde el punto de vista de la etiología se distinguen dos tipos de HTA: la hipertensión arterial esencial o primaria y la secundaria.

“La HTA es identificada por los especialistas como un “asesino silencioso”, debido a que la gran mayoría de las personas no se da cuenta que padece de esta enfermedad por la ausencia de síntomas. En otros casos, las personas pueden presentar dolor de cabeza, dificultad respiratoria, vértigos, alteraciones visuales, dolor torácico, palpitaciones del corazón y hemorragias nasales”, asegura Labarca.

Dentro de los factores de riesgo cardiovascular conocidos, la HTA es la que tiene la mayor mortalidad atribuible (es directamente responsable de una de cada siete muertes) y al mismo tiempo es la causa prevenible más importante de enfermedades cardiovasculares y accidentes cerebrovasculares del mundo.

Hipercolesterolemia

El colesterol es una sustancia grasa (lípido) presente en todas las células del organismo; éste es elaborado por el hígado y permite que el organismo pueda formar las membranas celulares y producir ciertas hormonas. Sin embargo, al comer alimentos de origen animal como carne, huevos y productos lácteos introducimos colesterol adicional.

En este contexto, se denomina hipercolesterolemia al colesterol elevado en la sangre, por sobre ciertos rangos considerados normales, lo que constituye uno de los principales factores de riesgo cardiovascular.

En este contexto, el especialista recomienda realizarse un chequeo anual para analizar los valores, ya que el colesterol sanguíneo elevado se acumula en las arterias favoreciendo la formación de placas (ateromatosis), estrechando las arterias y, por ende, aumentando el peligro de un ataque cardíaco o accidente cerebrovascular.

Deja un comentario